Al Calor Político




VISÍTANOS DESDE TU MÓVIL
Al Calor Deportivo

Independiente del Valle elimina a River y va contra Pumas en cuartos

160505independiente
Independiente del Valle cayó 0-1 con los "millonarios", pero ganó el global 2-1

El Universal

La Copa Libertadores se quedó el miércoles sin su campeón River Plate, eliminado en octavos de final por un equipo sin pergaminos, Independiente del Valle de Ecuador

 

River venció 1-0 a Independiente en su estadio Monumental de la capital argentina, con gol de Lucas Alario en el complemento, pero ese resultado no le alcanzó ante un rival que lo doblegó 2-0 como local y que accedió por primera vez a los cuartos de  final.

“La Máquina del Valle”, en su tercera participación consecutiva en este torneo, se medirá en la nueva instancia ante los Pumas de México, que el martes doblegaron 2-0 al Deportivo Táchira de Venezuela para revertir una derrota 1-0 en el partido de ida

El gol de Alario llegó a los 79 minutos con un disparo que se desvió en Luis Caicedo, en un partido en el que la  gura fue el arquero ecuatoriano Librado Azcona, con muy buenas atajadas, una de ellas con un golpe de cabeza de Iván Alonso.

“Ellos hicieron un partido increíble y no hay nada que reprochar””, destacó el técnico de River Marcelo Gallardo. “El arquero de ellos sacó pelotas increíbles”.

Alonso y Andrés D’Alessandro estrellaron sendos disparos en el travesaño con el partido sin goles.

River, tres veces campeón de la Libertadores y con una corona entre los clubes del mundo (Copa Intercontinental), tuvo un buen comienzo con ataques incisivos encabezados por D’Alessandro, quien antes del cuarto de hora sacó un sablazo que se fue apenas desviado, ante un rival que solo se dedicó a defender.

De todos modos, Independiente mostró sus uñas cuando el arquero de River Marcelo Barovero le tapó un mano a mano a José Angulo, quien en la jugada previa le ganó la posesión de la pelota al defensor central colombiano Eder Alvarez Balanta.

Fue un ataque sostenido de River del primer al último minuto, pero un empuje tan constante como carente de claridad, ante un rival acuartelado en su área.

En un estadio efervescente con más de 50.000 personas, el equipo dirigido por Gallardo machacó con todo, pero sus ataques se diluyeron en la intrascendencia.

Mientras para los ecuatorianos la derrota fue un dechado de felicidad, para River fue una hecatombe ya que venía de una muy exitosa racha con cuatro copas internacionales al hilo: Sudamericana, Recopa, Libertadores y Suruga Bank

La última serie en la que River cayó 2-0 en la ida y logró remontar el resultado fue en los octavos de  nal de la Libertadores 2001 ante Emelec, al que venció por 5-0 en el Monumental.