Al Calor Político




VISÍTANOS DESDE TU MÓVIL
Al Calor Deportivo

La jugadora de Pumas que combina las matemáticas con el futbol

Dania Padilla, jugadora de las Pumas, extraña las canchas y las aulas, donde es estudiante de Matemáticas Aplicadas

Dania Padilla trata de mantener la mente ocupada y no caer en la ansiedad que implica el aislamiento social, como medida contra el coronavirus. Después de sus sesiones remotas de entrenamiento, la mediocampista de las Pumas aprende a tocar el ukelele, aunque en el fondo de sus acordes no deja de extrañar su acelerada vida en la Liga MX Femenil y como universitaria.

Estudio en la FES Acatlán la carrera de Matemáticas Aplicadas y Computación. Me llamó la atención, porque desde la preparatoria sabía que no era mala para las matemáticas. Es muy complicado sobrellevar el ritmo de lo futbolístico y los estudios. Luego de entrenar en Cantera, me voy corriendo a la Facultad a tomar clases, luego no es fácil explicarle la situación a los profesores, pero este estilo de vida se toma con mucho esfuerzo”, dijo.

La mediocampista de 24 años de edad añora tanto la normalidad de su vida, que el sentimiento es fuerte al recordar su debut en el estadio Olímpico Universitario, en marzo pasado. “Cuando nos dieron la noticia de que jugaríamos en el estadio, mis compañeras y yo nos emocionamos, no lo podía creer. La primera vez que entrenamos en el Olímpico estábamos impactadas por todo lo que desconocíamos, entrar a los vestidores, pisar la cancha, estar en nuestra casa es inexplicable”.
“Una experiencia así te llena más,  se eriza la piel. Qué nervios los de esa vez, nunca habíamos jugado con mucha gente. Es una experiencia inolvidable el Olímpico, porque los colores los siento por los Pumas y por la UNAM, soy estudiante y así se siente más, en verdad, al final gritaba el ¡Goya! y me trasladé al momento en que canté mi primer ”¡Goya!” en la Facultad, fue muy bonito”, explicó la entusiasta futbolista.

Incluso, Padilla consideró que el actual futbol femenil en México es un ejemplo a seguir para la categoría varonil, ya que la mayoría de las jugadoras procuran una carrera universitaria como plan B de vida.

Estamos dando el ejemplo, poder estudiar y jugar es una situación que permite la Liga Femenil, pensamos en nuestro futuro, el futbol no es para siempre, tenemos el plan B de ejercer nuestras carreras y muchas de esas son posibles dentro del futbol”, resaltó quien hizo su debut como felina en julio de 2017.

Eso sí, Dania no deja que el amor de pertenencia le nuble la vista de los objetivos del equipo. Hay deuda, admitió. “Tenemos cuentas pendientes con la afición que nos sigue, no se nos dan las cosas por errores que arrastramos, no concretamos, ya tenemos un estilo de juego, llegamos, pero el gol no se nos da. Vamos en noveno lugar, estamos comprometidas de llegar a Liguilla si el torneo reanuda”.