Al Calor Político




VISÍTANOS DESDE TU MÓVIL
Al Calor Deportivo

Seis jugadores, investigados por amaño en futbol italiano

La policía de Catania tiene en investigación a seis jugadores de la Segunda División, tras un posible nuevo caso de manipulación de resultados

El Universal

Seis jugadores están bajo investigación de la policía debido al nuevo caso de manipulación de partidos que se destapó en la segunda división del fútbol italiano y que el martes provocó la detención de varios directivos del Catania.

Según informó hoy la policía de Catania, los futbolistas Luca Pagliarulo, Antonio Dai y Christian Terlizzi, del club Trapani; Riccardo Fiamozzi (Varese) , Matteo Bruscagin (Latina) y Alessandro Bernardini (Livorno) están sospechados de haber participado en la trama de arreglo de partidos.

Los investigadores creen que el Catania ofreció dinero a otros equipos para evitar el descenso a la tercera división a fines de la última temporada, en la que terminó en el decimoquinto puesto, salvándose de perder la categoría por solo dos puntos.

A raíz de las investigaciones, el martes fueron detenidas siete personas, entre ellas el presidente del Catania Antonio Pulvirenti y el argentino Pablo Cosentino.

Cosentino, de 38 años, es un representante de jugadores que trabajó hace un tiempo junto a Guillermo Cóppola, el ex mánager de Diego Armando Maradona.

Los investigadores sospechan que los directivos ofrecieron dinero a los jugadores rivales en los últimos cinco partidos de la temporada, de los cuales el Catania ganó cuatro y empató uno. El club siciliano había descendido en 2014 a la Serie B después de ocho temporadas consecutivas en la Serie A.

La policía también está indagando sobre posibles apuestas ilegales vinculadas al caso, por lo cual hoy allanó el domicilio de Giovanni Impellizzeri, un apostador online que fue detenido el martes.

Los investigadores encontraron más de 100.000 euros (112.000 dólares) en su residencia. Además, se descubrieron papeles vinculados al Catania y documentos que revelan una serie de pagos sospechosos en la casa de Piero Di Luzio, miembro del Genoa que también fue arrestado.

El presidente de la Federación Italiana, Carlo Tavecchio, se mostró conmocionado por las revelaciones. “Estoy en shock. Estas cosas deben ser desterradas. Vamos a ser inflexibles” , prometió.

El fútbol italiano se vio sacudido en los pasados años por frecuentes revelaciones sobre partidos manipulados y estafa de apuestas.

Decenas de sospechosos fueron detenidos y varios clubes fueron sancionados con la quita de puntos. La Juventus fue castigada quitándole los títulos de campeón de 2005 y 2006 y numerosos jugadores fueron suspendidos por estar involucrados.