Al Calor Político




VISÍTANOS DESDE TU MÓVIL
Al Calor Deportivo

España regresa a Madrid tras suspensión de amistoso

La Roja y Bélgica decidieron cancelar su partido por la amenaza terrorista

La selección española de futbol regresó hoy a Madrid sin disputar el amistoso previsto para hoy frente a Bélgica, después de que las autoridades de Bruselas decidieran suspender el encuentro al verse incapaces de garantizar la seguridad de espectadores y jugadores frente a la amenaza terrorista.

“Desconocemos los motivos, pero los suponemos y deben de ser muy fuertes para suspender el partido. Es una cuestión de seguridad”, señaló hoy Vicente del Bosque, el seleccionador español, en una improvisada rueda de prensa en el vuelo de regreso.

“El Gobierno belga ha entendido que no podía garantizar la seguridad de los espectadores y la nuestra”, añadió después Del Bosque, según recoge el diario español “Marca”.

Hasta pasada la medianoche del lunes, el seleccionado español, que ya había extremado las medidas de seguridad en su viaje a Bélgica tras los atentados que el pasado viernes acabaron con la vida de 129 personas en París, estaba convencido de que hoy se mediría a Bélgica en el amistoso programado en el estadio Rey Balduino.

Bélgica ya había elevado el grado de alerta por amenaza terrorista a tres -el máximo- para los grandes acontecimientos -el amistoso lo era-, y tanto las autoridades deportivas como las políticas habían decidido mantener el encuentro entre ambas selecciones.

Pasada la medianoche, sin embargo, y después de que Del Bosque se hubiera pronunciado a favor de no sucumbir ante el miedo, la selección española fue informada de la suspensión del amistoso por recomendación del Gobierno belga.

“A finales de la tarde, la URBSFA (la federación belga) fue contactada por el Gobierno, que formuló la recomendación de que no se disputara el partido con España el martes”, explicaron los rectores del fútbol belga en un comunicado.

“Lamentamos profundamente que un partido amistoso entre dos equipos motivados se cancele tan tarde y entendemos la decepción de muchos seguidores”, proseguía la nota. “Pero teniendo en cuenta las circunstancias excepcionales actuales, no podemos correr ningún tipo de riesgo para la seguridad de nuestros jugadores y aficionados”.

Conocida la noticia, los dirigentes del fútbol español y los organizadores del viaje celebraron una reunión de urgencia en la que decidieron el regreso lo antes posible a España de toda la expedición.

Bélgica decidió extender el grado de alerta tres a todo el país, después de que la búsqueda durante todo el lunes de una persona sospechosa de haber participado en la masacre de París, resultara infructuosa.

Los registros en el barrio bruselense de Molenbeek, cuna de movimientos yihadistas, y las supuestas conexiones de éstos con los terroristas que atentaron en la capital francesa elevaron el grado de psicosis que desde el pasado viernes ya existía en el país.

“Los jugadores están tranquilos y querían jugar, pero cuando antes volviésemos a Madrid, mejor”, aseguró Del Bosque, antes de aterrizaran en la capital española, donde el próximo sábado se disputará el clásico de la Liga entre Real Madrid y Barcelona.

“En el hotel no ha habido problemas. Se intentó acelerar el regreso lo máximo posible y salimos lo antes posible y con
tranquilidad”, detalló el seleccionador.

“Algunos jugadores pasaron más miedo que otros”, apuntó, en cambio, el internacional español Óscar de Marcos al aterrizar en Madrid.

Del Bosque, que ya se había pronunciado a favor de que la Eurocopa de Francia 2016 se mantenga en el país galo, no escondió su disgusto por la suspensión del amistoso frente a Bélgica.

“Ojalá que no haya ninguna suspensión más. A nadie le gusta esto porque nosotros estamos aquí para hacer deporte y divertir a la gente”, concluyó.