Al Calor Político




VISÍTANOS DESDE TU MÓVIL
Al Calor Deportivo

Pumas rescata un punto ante Mazatlán; Dani Alves dio asistencia

Sigue aquí todos los detalles del debut de Dani Alves y las acciones del encuentro entre Mazatlán FC y Pumas en el Estadio Olímpico...

Hoy la noche en Ciudad Universitaria tuvo dueño de principio a fin. Dani Alves se presentó ante más de 35 mil aficionados auriazules, que se dieron cita en el Olímpico Universitario con un sólo objetivo: ver a su nuevo refuerzo.

El resultado, sólo por hoy, pasó a segundo plano. Si bien, no fue el esperado y Mazatlán FC terminó por apagar por momentos la algarabía auriazul, hoy el centro de atención giró en torno a la leyenda brasileña.

El equipo del Pacífico, sin merecerlo, consiguió un empate (1-1) y pudo ser un triunfo de no ser por el agónico remate del capitán Nicolás Freire al minuto 89. Bello adelantó a los mazatlecos al 75, cuando el cuadro capitalino era superior.

Hoy, la fiel afición universitaria asistió a su territorio con una alegría e ilusión distinta. Por fin verían al nuevo ídolo que no tardó ni siete días en mostrarse con su nueva gente una vez llegado a suelo Azteca.

Dani Alves fue ovacionado, entonó el Himno Universitario, escuchó los primeros Goyas, saludó a todos lados y se dirigió al medio campo. Su inseparable banda derecha hoy tenía que esperar por él. El brasileño disputó sus primeros 90 minutos desde el medio campo.

Gritos de frustración al árbitro, orden a sus compañeros, rabietas… Dani Alves ya era uno más de su nueva familia. El refuerzo felino hablaba y todos atendían. Los 35 mil 423 espectadores seguían a detalle sus movimientos.

Pumas buscó en todo momento el triunfo. Dani Alves mostró su compromiso, corrió, gritó, alentó a los suyos… Parece que su “corazón azul y piel dorada”, ofrecerá mucho a una afición urgida de campeonatos.

Eso sí, Pumas suma únicamente dos victorias en 11 encuentros, una en el actual Apertura 2022 y los números comienzan a pintarse rojo. Por ahora, esto puede esperar. Dani Alves es universitario y mantiene viva la ilusión de un fiel pueblo universitario.