Al Calor Político




VISÍTANOS DESDE TU MÓVIL
Al Calor Deportivo

Von Miller, MVP del Super Bowl 50

El linebacker de los Broncos tuvo 2.5 capturas y provocó dos balones sueltos

El Universal

Von Miller, linebacker de los Broncos de Denver, fue nombrado el Jugador Más Valioso del Super Bowl disputado el domingo, luego de obligar a que los Panthers de Carolina soltaran dos balones y de acreditarse dos capturas y media sobre el quarterback Cam Newton.

Los Broncos doblegaron 24-10 a los Panthers para coronarse.

“Estoy muy orgulloso de ustedes, chicos”, dijo Miller a sus compañeros, mientras sujetaba el Trofeo Vince Lombardi que se entrega al monarca de la NFL. “Todos y cada uno de los que están en el vestuario nos han traído a este momento”.

Cinco años atrás, Miller fue el segundo seleccionado en el draft, sólo detrás del propio Newton. El domingo incomodó al mariscal de campo de principio a fin.

Y esta vez, nadie superó a Miller, quien pareció omnipresente en el partido y brindó ayuda de todo tipo.

El primer touchdown de Denver llegó cuando Miller eludió al tackle derecho Mike Remmers y despojó del ovoide a Newton, quien la víspera obtuvo el reconocimiento como el Jugador Más Valioso de la temporada. El balón fue recuperado en la zona de anotación por el defensive end Malik Johnson, para dar la delantera por 10-0 a los Broncos, cuando habían transcurrido unos ocho minutos y medio del encuentro.

Y la otra anotación de los Broncos se produjo en un acarreo, luego que Miller volvió a quitarle el balón a Newton, esta vez con cuatro minutos restantes en el cuarto periodo. En esta jugada, Miller volvió a escapársele a Remmers, quien sólo alcanzó a tirar de su jersey blanco. La mano izquierda del linebacker se estiró para sujetar el brazo derecho de Newton, quien perdió el ovoide.

Esta vez, el balón fue recuperado por el safety T.J. Ward en la yarda 4 de Carolina. Poco después, el acarreo de dos yardas por parte de C.J. Anderson, aseguró la victoria de Denver (15-4).

Antes, Miller propinó un duro golpe a Newton cerca de una banda. Asimismo, logró una captura en conjunto con Derek Wolvfe, para devolver el balón a Denver al final del tercer cuarto.

Y en una muestra de su versatilidad, el jugador de 1,90 metros (6 pies y 3 pulgadas) realizó incluso jugadas en cobertura de pase. Retrocedió para que un pase de Newton a Jerricho Cotchery resultara incompleto.

Miller, quien pesa 113 kilos (250 libras) se robó el espectáculo junto con el resto de la defensiva de Denver, que avergonzó a los Panthers (17-2), campeones de la Conferencia Nacional y poseedores del mejor ataque en la campaña regular.

Los Broncos empataron un récord del Super Bowl, con siete capturas de quarterback. Ejercieron la presión que se distinguió en la NFL con 52 capturas en la temporada.

La NFL suspendió a Miller por los primeros seis partidos de la temporada de 2013, luego de determinar que el jugador trató de hacer trampa en un análisis antidopaje.

Reivindicado en el Super Bowl, Miller sostendrá negociaciones contractuales durante el receso con los Broncos, que quisieran conservarlo a toda costa para el largo plazo.