Al Calor Político




VISÍTANOS DESDE TU MÓVIL
Al Calor Deportivo

Irene Aldana va con todo; quiere pelea de título UFC

Recuperada del coronavirus, el 3 de octubre enfrentará a Holy Holm

Siete años han pasado desde el día que Irene Aldana conoció las Artes Marciales Mixtas.  A los 25 años, practicar esa disciplina sólo significaba hacer ejercicio, pero la explosiva combinación de deportes de contacto, la atrapó hasta el punto de acercarla a ser la primera mexicana en encabezar un evento de la Ultimate Fighting Championship (UFC).

Una cita fallida con el octágono más famoso del mundo, ante la prestigiada Holy Holm, debido a un sorpresivo contagio por Covid-19. Un golpe moral y físico implacable, del cual, tardó varias semanas en recuperarse.

A poco más de un mes de cumplir por fin el reto (3 de octubre), Aldana aprieta los entrenamientos confiada en que esta vez nada le impida entrar al enrejado. “Me siento muy bien, fue un poco pesado el tema del Covid, la recuperación, la pasé algo mal, pero estoy mucho mejor y en campamento para la pelea. Motivada de tener la oportunidad, que se haya pospuesto la pelea y no cancelado”.

La nueva batalla, con lugar por definir, no sale de su mente, de hecho nunca lo hizo, solo fue una tregua forzada. “Sabía que había una posibilidad de que la cancelaran, porque el contagio fue muy cerca de la pelea, Holly (Holm) ya estaba lista y hubiera sido normal si le buscaban otra oponente, pero UFC decidió reprogramar la pelea. Yo estaba lista para la decisión que tomaran. En ese momento lo principal era cuidar la salud, ahora voy con todo”.

Sin embargo, no se confía y pese a sentirse sana, extrema los cuidados. “Esta experiencia me dejó muy claro que el virus se contagia fácil, yo estaba teniendo todos los cuidados, no salí de mi casa en meses, llevaba una buena alimentación, entrenaba dos o tres veces al día, estaba sana y aún así me dio el Covid. Hay que seguirse cuidando porque nadie está excento de eso. Hay que lidiar con lo que estamos pasando, cuidarnos y cuidar a los demás”.

El plan rumbo al duelo cambió poco, pero la intensidad con la que llegará la llena de confianza. “Prácticamente nuestro plan siguió, pero lo intensificamos y saqué provecho del tiempo extra que tuve. Se puede decir que perdí unas semanas para recuperarme y me costó trabajo regresar porque la enfermedad sí dejó un poco de secuelas. Pero estoy segura que llego con más fuerza y técnica, enfocada en el mismo objetivo”.

Y es que, literalmente desayuna, come y cena artes marciales. Así es un día normal rumbo a la guerra contra Holm. “Primero hago acondicionamiento, más tarde técnica y jiu jitsu, después entrenamiento de artes marciales completo. Las sesiones son dos o tres veces al día, estoy dedicada al cien por ciento al entrenamiento”.

La rival no merece una preparación más relajada. “Siempre la vi como una peleadora fuerte e importante en la MMA, la respeto mucho por todo lo que ha hecho y sabía que en algún momento tal vez la iba a enfrentar, es un reto muy grande enfrentar a una contrincante de ese nivel, me llena de motivación estar frente a las mejores de la división”.

Lo hace segura de lo que representa y carga en cada presentación. “Estoy orgullosa de ser mexicana y representar a México en la liga más importante de las artes marciales, me encanta llevar mi bandera con mucho orgullo, representar a mi gente y mi tierra. Nací, me crié y entreno en México, y eso me lleva a querer representar bien a mi país esa noche”.

En cierta forma, ha ido creciendo a la par de la disciplina. “Cuando entré tenía 25 años y nada de experiencia, ni siquiera sabía de la existencia de esta disciplina. Entré por pasatiempo, pero me fue interesando y un año después hice mi primera pelea en Guadalajara, fue un camino muy rápido, sin experiencia pero me lancé a la aventura con la inquietud de saber hasta dónde podía llegar, aceptando todas las oportunidades. Lo difícil fue enfrentar a peleadores con mucha experiencia, pero eso me enseñó demasiado y me trajo hasta donde estoy ahora”.

De las MMA le gustó que la retaba a probarse, conocer hasta dónde podía evolucionar y su cuerpo aguantar. “La conexión que necesitas entre la mente y el cuerpo para llegar lejos. También que haya tantas disciplinas en un solo deporte, se me hizo divertido y complejo a la vez, no terminas de aprender nunca lo que hay en él. Te hace una persona disciplinada, te ofrece autocontrol y confianza, te ayuda a conocer tus alcances”.

Y también a ‘sobrevivir’ debajo del enlonado. “Tomas confianza para defenderte en una situación de peligro, no digo que vayas a ganarle a una arma de fuego, pero te puede sacar en algún momento de algún problema, sé que en estos momentos es importante saber defenderse y este deporte ayuda”.

NÚMEROS

12 TRIUNFOS suma en su carrera, la mitad por nocaut

2 PELEAS suyas han sido consideradas las mejores de la noche en UFC

DATO. La sinaloense ocupa el sexto puesto en el ranking de peso gallo del UFC. Venció a la brasileña Ketlen Viera en diciembre pasado.​​​​​​​