Al Calor Político




VISÍTANOS DESDE TU MÓVIL
Al Calor Deportivo

Detallan “juego sucio” de dirigentes del deporte

Son siete presidentes de federaciones deportivas los que la Conade, a través de su director Alfredo Castillo, señala de manera directa por no comprobar...

El Universal

Alfredo Castillo, presidente de la Comisión Nacional de Cultura Física y Deporte (Conade), acusa de manera directa a siete presidentes de federaciones deportivas de abusar de su cargo para cometer diversos atropellos, entre los que destaca la falta de comprobación de recursos públicos y abusos de poder.

Son los casos de Antonio Lozano (atletismo), Ricardo Contreras (boxeo), Effy Sánchez (tiro con arco), Alonso Pérez (beisbol), Artemio Izquierdo (luchas asociadas), Modesto Robledo (basquetbol) y Eduardo Villegas (frontón).

También son investigadas otras 16 federaciones más.

La mayoría de estos dirigentes son señalados de no comprobar gastos públicos, represión a sus detractores, permanecer décadas en sus cargos y anteponer intereses personales, amén de no dar resultados en el plano deportivo.

Por citar algunos ejemplos, a la Federación Mexicana de Tiro con Arco se le acusa de no comprobar 5 millones 804 mil 949.18 pesos, aunado a que varios de sus arqueros han tenido que costear sus propios viajes y, en ocasiones, han acudido a torneos internacionales sin uniformes para la competencia.

“Hay algo ahí que ya nos afectó. De hecho, en el caso del viaje a Polonia [sede de una Copa del Mundo], quienes fuimos allá lo hicimos pagando nuestros gastos, buscando recursos en otras instituciones. Ya no hubo apoyo por parte de la federación por recorte presupuestal”, dijo el arquero René Serrano.

En el boxeo, la Conade señala a la federación por irregularidades en su documentación. Además, Ricardo Contreras tiene 23 años al frente de esa federación, y en ese lapso tiene solamente una medalla olímpica, el bronce de Christian Bejarano, en Sidney 2000.

“Lamento que el boxeo amateur tenga una problemática de años y que esté abandonado, pues daña a miles de jóvenes deportistas que ven en este deporte la oportunidad de salir adelante y triunfar”, dice Mauricio Sulaimán, presidente del Consejo Mundial de Boxeo, que inició su propio programa amateur para impulsar este sector.

Alonso Pérez, es el que lleva más tiempo al frente de una federación deportiva, la de beisbol: 30 años. Tiene varias acusaciones, además de tener pendiente la comprobación de recursos públicos por 4.2 mdp. Incluso, su larga y controversial gestión llevó a la unión de un frente común en su contra por parte de las dos ligas profesionales del país, la Mexicana y la del Pacífico.

“Este sujeto ha desafiliado a miles de niños por el único hecho de jugar en ligas que él no reconoce. Su arma siempre ha sido el miedo, la amenaza, la suspensión o el castigo. Ante esta situación y la inacción por parte de la autoridad durante años, los dirigentes del beisbol fuimos víctimas de los caprichos de este hombre”, acusaron ambas ligas, a través de un manifiesto.

La situación no cambia mucho en el atletismo.

Ahí, Antonio Lozano ha sido señalado por varios atletas por las acciones represoras de aquel que vaya en contra de sus designios.

“Estamos totalmente amenazados. La gente que está en contra del presidente sufre represalias. Hay entrenadores amenazados. Si hablan, castigan a sus deportistas; si clasifican a eventos internacionales, los bloquean y no acuden”, expresó el ex velocista Israel Benítez.

Estas irregularidades de las federaciones son consecuencia de la libertad absoluta para actuar que les otorgaron varias gestiones de dirigentes de Conade y la desaparición de la Confederación Deportiva Mexicana (Codeme), asegura Nelson Vargas, ex titular de la Conade, en charla con EL UNIVERSAL.

“Desde 2007, a las federaciones se les dejó sueltas, sin ningún control. Desde que entró [Carlos] Hermosillo a la Conade, se les dio autonomía total. Con [Jesús] Mena, olvídate. Hicieron lo que quisieron, al igual que con Bernardo de la Garza. Ahora, son imparables. En primer lugar porque se les soltó y en segundo lugar por que ya no existe la Codeme. Quieran o no, Codeme vigilaba a estas federaciones y cumplían con la ley. Además, la nueva Ley General del Deporte no establece quién va a coordinar a las federaciones”, señala Nelson Vargas.

Por su parte, Ana Gabriela Guevara, senadora y medallista olímpica, comenta que el principal perjudicado es el atleta.

“A mí me tocó vivir en carne propia los abusos de las federaciones, que me orillaron a retirarme. Se manejan en la no transparencia. En el caso de la de atletismo, reciben doble recurso, uno de la IAAF y otro de la Conade”, dice Guevara.