Al Calor Político




VISÍTANOS DESDE TU MÓVIL
Al Calor Deportivo

Sed de triunfo en la liga mexicana

150922sed
Con ocho empates, el Apertura 2015 va camino a ser el torneo corto con menos igualadas en la historia del futbol mexicano; tras nueve...

El Universal

Aquejada de ‘empatitis’ durante varios lustros, la hoy llamada Liga MX luce bastante repuesta gracias a una vacuna creada con muchos goles y propuestas ofensivas de casi todos los clubes que la integran.

Los 260 goles marcados durante 80 partidos disputados, no sólo ofrecen una de las medias más altas (3.25 tantos por duelo) en la historia de los certámenes a una vuelta, prácticamente fulminaron ese resultado que suele multiplicar el sabor acre dentro y fuera de la cancha.

Con el deseo de ganar por encima de las precauciones, en casi todos los equipos, el Apertura 2015 es el torneo corto con menos igualadas después de nueve jornadas.

Sólo ocho de los 80 encuentros celebrados (uno de cada 10) culminó empatado. El único que finalizó sin anotaciones fue el protagonizado por los Dorados de Sinaloa y los Jaguares de Chiapas, en Culiacán, dentro de la fecha inaugural.

Cifra pírrica en comparación a las 38 ediciones previas del campeonato con su actual formato. Antes del actual, el Invierno 2000 tenía el menor registro de cotejos sin ganador (17), a esta altura. Uno de los tres certámenes en los que no se alcanzaron las dos decenas de igualadas. Los otros dos fueron los Aperturas 2004 (18) y 2011 (19).

Porque empatar fue ‘copyright’ de una Liga en la que sumar unidades, aunque sea una y sin importar las formas, era el ‘modus operandi’ de varios de sus participantes.

Rácano futbol sustituido por uno pendular. La mejor prueba es que seis conjuntos (uno de cada tres) todavía no empatan algún duelo. Tres lideran la competencia: el León, los Pumas y el América. La otra mitad (el Puebla, los Xoloitzcuintles de Tijuana y el Morelia) acecha los puestos de Liguilla.

Primera vez que tantos equipos llegan a la mitad del camino sin provocar impotencia en su gente por sólo sumar una unidad. La marca anterior era de dos, lo cual se presentó en seis ocasiones (Veranos 1998 y 2000, Invierno 2000, Apertura 2004, Clausura 2006, así como los Aperturas 2010 y 2011).

En 17 campeonatos, ningún conjunto llegó a la décima fecha sin empates. La más reciente fue el Apertura 2013.

Un año antes, cuando se intentó modificar el rostro de la Liga con su supuesta separación de la Federación Mexicana de Futbol, los altos mandos del balompié nacional buscaron erradicar los empates con una propuesta de cambios en la puntuación. No se darían unidades a los equipos que igualaran sin goles, una a los que finalizaran 1-1 y un par a los protagonistas de aquellos duelos que terminaran con paridades a dos o más anotaciones. Fue rechazada por la Federación Internacional de Futbol Asociado (FIFA).

El sueño se hizo realidad sin modificar regla alguna.

Los empates han dejado de ser comunes. De hecho, en la segunda y cuarta jornadas no se registraron, aunque sólo se han efectuado ocho encuentros de la fecha dos (el Monterrey-Puebla se jugará el sábado 10 de octubre).

Prueba de la franca mejoría experimentada por un paciente que lucía muy enfermo de ‘empatitis’.