Al Calor Político




VISÍTANOS DESDE TU MÓVIL
Al Calor Deportivo

Como primeros de grupo

Foto: El Universal
México vence a Alemania en el Mundial Sub-17 y se coloca en la cima de su sector; espera rival

El Universal

Talca.— Con todos los honores.

La Selección Nacional Mexicana Sub-17 quedó como primer lugar de grupo al derrotar 1-2 a Alemania dentro del Mundial de la especialidad que se juega en Chile.

Fue un triunfo muy tuzo, pues los goles fueron marcados por Francisco López y Eduardo Venegas, ambos canteranos de los Tuzos del Pachuca, club que es el que más aporta elementos a ese cuadro.

Con la victoria, el equipo mexicano llegó a siete unidades, dejando en segundo término a los teutones con seis y a Australia en tercer sitio, con cuatro. Ahora el mini Tri esperará rival, el cual saldrá de uno de los mejores terceros lugares, que pueden ser Chile, Inglaterra o Siria.

Los partidos de este domingo definirán los octavos de final.

El equipo de Mario Arteaga se repuso del mal segundo tiempo que se dio contra Australia, para en esta ocasión no ser tan dominador, pero sí muy efectivo, llegando poco pero siendo contundente y a pesar de graves fallas defensivas, cerrando la puerta cuando estaba en los momentos de más apremio.

México prefirió no jugar de tú a tú frente a los alemanes, conocidos por su juego físico y de contacto. El mini Tri apostó por la velocidad, por jugar a lo largo y no dejar de correr, nunca dejar de correr.

Después de una primera parte muy trabada, donde hubo contadas acciones de peligro de ambos lados, en la segunda cayeron los goles.

La Selección Nacional abrió el ostión cuando Pablo López en una diagonal se metió al área alemana para mandar un disparo, el balón golpeó a un zaguero alemán, dejando sin oportunidad al portero Constantin Frommann.

Alemania se fue al frente en busca de resarcir su orgullo y el mini Tri no se salió de la suya, llegando poco pero generando peligro.

Vino un tiro de esquina y a primer poste apareció Francisco Venegas para rematar secamente con la cabeza y anotar el segundo.

Los nervios se le aparecieron a los mexicanos, que permitieron muchas llegadas al final del partido.

Los centros teutones no tardaron en llegar y gracias a eso Johannes Eggestein apareció en el área y cruzó al portero Romero.

Los minutos finales fueron de angustia para los mexicanos, sobre todo por las malas salidas por lo alto de Abraham Romero, que a final de cuentas no llegaron a causar demasiado daño.

Al final, el Tricolor controló el juego y con todos los honores calificó en primer lugar de su grupo, lo que lo refrenda como uno de los favoritos para buscar el título. Hay esperanzas del Tri…