Al Calor Político




VISÍTANOS DESDE TU MÓVIL
Al Calor Deportivo

Griffey Jr. y Trevor, por paso eterno

151110jr
Los ex peloteros podrían ir al Salón de la Fama el próximo año, pues se espera encabecen votos

El Universal

Dentro de los 15 nuevos nombres que pueden ser seleccionados al Salón de la Fama, dos llaman la atención por los números que firmaron en Grandes Ligas, además de que en meses pasados visitaron nuestro país, donde destaparon su anhelo por pertenecer al grupo exclusivo de peloteros que han dado lustre al beisbol.

Hablamos del cerrador Trevor Hoffman y el cañonero Ken Griffey Jr, quienes estuvieron en México en 2013 y 2014, respectivamente, y sobresalen del grupo de 32 hombres que aparecen en las papeletas como elegibles al recinto de los inmortales, donde necesitan 75% de los votos de la Asociación de Escritores de Beisbol de América, para ser exaltados.

En marzo del año pasado, Griffey Jr fue invitado por la embajada de Estados Unidos. Aunque estuvo poco menos de una semana en la ciudad de México, se dio tiempo para impartir clínicas a niños y atender entrevistas.

“Cuando comencé a jugar beisbol era por diversión, por una pasión que heredé y que mantuve por varios años. Ahora que estoy retirado volteo a ver lo que hice en mi etapa como profesional y me doy cuenta de lo que pude aportar al juego. Ser parte del Salón de la Fama es algo que todo jugador pretende, pero no todos pueden, ojalá yo tenga esa distinción”, dijo Griffey Jr.

Dentro del terreno de juego, Griffey consiguió méritos para ser nombrado de forma unánime Jugador Más Valioso de la Liga Americana en 1997, 13 veces seleccionado al equipo de estrellas, 10 veces ganador del Guante de Oro y pegar 630 cuadrangulares que lo mantienen sexto en la lista de todos los tiempos.

Miembro del Salón de la Fama de los Mariners de Seattle, con los que jugó 13 de 22 campañas, Ken hizo de su swing una marca registrada por su elegancia y efectividad a la hora del bateo oportuno.

“Bastante gente siempre me dice que mi forma de batear es algo que no pueden olvidar. Niños que ahora son jóvenes se me acercaron durante mi etapa activa, siempre para preguntarme cómo lo hacía yo [batear], lo que respondía y sigo respondiendo es que es natural, pero se necesita trabajar, por eso me acerco a los niños para tratar de dar esa motivación que yo siento que muchas veces se necesita para seguir adelante”.

A pesar de haber sido una estrella en la época del escándalo de los esteroides, el jardinero estadounidense no fue implicado como Barry Bonds, Roger Clemens, Mark McGwire y Sammy Sosa, quienes año tras año ven como sus nombres se alejan del ‘Hall of Fame’.

Para la inauguración en casa de la temporada 2013, los Diablos Rojos del México, pidieron a Trevor Hoffman realizar el primer lanzamiento. El histórico cerrador de los Padres de San Diego estuvo esa tarde en el Foro Sol, gracias al vínculo que el propietario rojo, Alfredo Harp Halú, tiene al poseer un porcentaje del equipo ligamayorista.

“Siempre que salí a lanzar lo hice pensando únicamente en ese juego y no en perseguir alguna marca o un lugar. Tan pronto como hacía mi trabajo, me olvidaba de ello. En esta posición es casi una obligación tener memoria corta, pero al final de mi carrera, los números no se olvidan y ojalá sirvan para ser parte del Salón de la Fama”, dijo Trevor en su visita al Infierno Solar.

Hoffman rescató 601 encuentros para ubicarse en el segundo lugar de este peldaño histórico por debajo del panameño Mariano Rivera, quien con Yankees tuvo 562.

David Eckstein, Troy Glaus, Mike Hampton, Mike Lowell y Billy Wagner también figuran por primera vez en la votación de 32 hombres anunciada ayer.

Los votos deben ser entregados antes del 21 de diciembre. Los jugadores seleccionados se anunciarán el 7 de diciembre, para ser exaltados el 24 de julio de 2016 en Cooperstown, donde ya se espera que Ken Griffey Jr y Trevor Hoffman aparezcan.